Estampas Banilejas

June 8, 2012

ESTAMPAS DOMINICANASImage -Articles and Stories>

 

Calle Cambronal en Bani

 

Un mar de nubes anunciaba mi llegada, las miraba desde arriba, desde una “mecedora con alas”, como decía mi abuela Ita. Nubes blancas dispersas, blancas grisáceas, el azul celeste del cielo, el azul brillante del mar.

 

   

Quinta vez que volvía a mi tierra después de años de ausencia, de distancia de añoranzas. Volvía a mi calle, a mi barrio, a mi gente. A la casa que me vio nacer, crecer, donde construí las mejores memorias de mi infancia. A la calle donde amigos se habían marchado como yo; cómplices de aventuras infantiles, de fabulas de historietas.

 

Donde iba al colmado de Charles a comprar mis dulces y golosinas favoritas. A comprarle una botella de soda a Ao mi abuelo todas las tardes. Donde la vieja Fidelina a comprar arepa de maíz y dulces criollos. Donde consuelo, donde Mercedes. A la joyería de Oliva. Donde Jelin, Don Pedro y Doña Cosita, Donde Clara, y los demás vecinos de mi calle. En la calle donde veía pasar la graduación del Liceo, del Baton Ballet con su Banda De Música.

 

Viblanco, los barrenderos, la guagua de concho. Al carbonero, el dulcero. A Sermira cuando venia bajando la calle.  Luís y Clara e hijos, Juanita, Tío Bolívar “El Blanco” y Francia e hijos. Titi, Darío, el taller de Ignacio y de su hijo Luisito mi amiguito cuando falleció pequeño.

 

 

A la calle de Alexis y Guancho, de Franklin “El Mudo”. De Chea y Biemba, donde jugaban mis primos con los amiguitos del barrio en la morita. Los días de Reyes y las vacaciones escolares. Las ventanas de la casa de Ita que cabía todo mi cuerpecito y ahora solo me cabe la cabeza, (por los ladrones las cambiaron) al Seibó, El Armario, Las Aldabas, Las Bisagaras. La casita del Patio, La Terraza, La enramada con sus mecedoras.

 

 

 

 

Calle abajo, calle arriba Chachito “Mina De Oro” como me decía. Pueblo abajo, pueblo arriba. La glorieta del parque, La Banda De Música, los domingos. La practica del Baton Ballet los jueves. La Mariyubelis, Los Bomberos, El Casino, El Teatro Enriqueta, El Vaganiona, La Escuela Canadá y mis años de estudio en ella, Máximo Gómez, de Gabino, Gabinito, de Mackiney, de Bototón, El Colegio de las Monjas, Tío Abel, Tía Tatá.

 

 

El Barrio 30 de mayo; la calle Duarte que te lleva derecho a la playa Los Almendros, Boca Canasta, El Llano. Cuando buscaba la leche en el Bidón en la casa de Chita o en la casa de Abad. La casa de Pablo y Negra con sus yolas, de Francisco y Margó con sus tramayos, El Liceo, El Mercado, las arepitas de mano. Los Bohíos, las casas de madera, los campos de Bani.

 

 

Volvía a esa casa llena de risas, de mangos, de juegos de Domino, de Dulces Banilejos. Con un nudo en la garganta ya no oía a Ita; ya no oía a Ao, que dolor de nostalgia, de risas, de remembranzas, me sentía acongojada, pero la vida sigue su curso. Esa casa vacía sin sus cuerpos pero con el espíritu de vida que impregnaron en ella; en cada rincón, en los setos en las tablas, las ocurrencias de Ita, los pasos de Ao como disfrutaba cada vez que la familia se juntaba; decía que ese era “el mejor regalo que la vida le había dado” .Cuando le di su primera bisnieta.

 

 

 

Visite su ultima morada en el cementerio de Bani, sentí la misma sensación de vacío, sobre sus lapidas observaba y miraba sus fotos, sus caras. Tantas memorias positivas, de amor de confianza.

 

 De repente se desvanecía mi dolor viendo las caritas de mis hijas, vi lo dichosa que había sido de disfrutar a mis abuelitos paternos y maternos de mis primos de mis amigos, de mudanzas, donde volvía de nuevo a esa casa, siempre en el mismo lugar.

Los diplomas de sus hijas y retratos de sus bodas en las paredes. Volvía a mi principio al único lugar del mundo donde no importa tecnología, no importa electricidad, donde no importa aire acondicionado, donde no le temo a la oscuridad ni que me salgan los muertos, ¡pero si  los ratones!.

 

 

Aunque el barrio ya no es el mismo por todos los fallecidos, los ausentes. Es la misma calle Cambronal, la misma casa numero trece. “El lugar mas sereno del mundo”.

 

 

Para *“La Vieja Del Gato”. 

Tía Ñoña, Bani, RD. 

 

*Un gato que le acabó con todos los ratones, se subió en un palo de luz y llamaron los bomberos , luego llegaron los periodistas del canal local de Bani, a hacer un reportaje, la calle llena de gente, creyendo que era otra cosa, ya habían bajado el gato y lo volvieron a subir para grabar la hazaña de los bomberos, Tía Ñoña entusiasmada porque le bajaron su gato, que le acabó con los ratones. Ahora le dicen la “Vieja del Gato” (anécdotas de las Tejedas)… Tejeda, Tejodite, Tajodia…

 

 Esmirna Rivas Tejeda ©   2006

 

Tema Relacionado: “La Abuelita Mas Dulce Del Mundo”

Casa de Ita (mi abuela) publicada por Otto Piron de mi calle Cambronal en:

http://www.el-bohio.com/homes/index.html 

 

 

 

Presentación del Pueblo de Bani, por:

 

Otto Piron y Esmirna Rivas Tejeda

http://www.el-bohio.com/bani/index.html

 

 

El Pueblo de Bani por Alberti

http://alberti.50webs.com/Bani/Todo%20acerca%20Bani.html

 

 

 

Luis Manuel Pimentel Castillo, periodista; escritor: libro sobre Cañafistol, Baní
Cañafistol: Origen y Evolución http://canafistol.net/2009/12/caafistol-origen-y-evolucion

Luis Manuel Pimentel Castillo: Para todos los que se interesan por leer y escribir asuntos relacionados con la historia, costumbres y jocosidades de Baní. “Mi Revista” es una publicación de la compañía Trebol Cable que administra el sistema de televisión por cable en la mayor parte de la provincia Peravia.

“CALLE CAMBRONAL” por: Esmirna Rivas Tejeda….en el mes de Junio 2010, en “MI REVISTA” en Baní, República Dominicana! (mi pueblo) *Gracias …Luis Manuel Pimentel Castillo..por la sorpresa y la invitación!

 

Comentarios: esmirna@dominicanflave.com

 

*Junio 8, 2010

Todavia con algunos cambios siguen casi todas las familias aun sin los troncos presentes. Todavia me parece escuchar el timbre del colegio que aunque lejos, parecia estar en el fondo del patio. mientras con mi abuelo escuchaba a tres patines luego del Notitiempo o la cadena de noticias, Radio a AM, jajaja ni pensar en Facebook. La zona mas sana que conoci y que resistio mientras los abuelos vivieron. Rabelk Emil Bautista Tejeda

 

*Mayo 25, 2010

En mi pensamiento esta tarde recorri esta calle como solia hacerlo hace tanto tiempo, fui casa por casa desde la esquina Mella hasta donde viven los Falcones y di vuelta por el Colegio regresando por la Palo Hincado, no te imaginas lo que me diverti en este viaje mental, me recordi de Toñita y sus hijos, no se si tu la recuerdas, Consuelo, Cosita, Pedro y sus hijas, y asi casi todos. Gracias por este viaje. Manuel Montero.

 

*Mayo 25, 2010

La casa de ita es toda una chuleria. Cesar Humberto Peña Tejeda.

 

*Enero 13, 2010

Es cierto, muy cierto, mientras mas lejos estamos, mas extrañamos nuestras cotidianidades de la infancia. Me alegra haber leido que alguien de mi calle, recuerde el bohio de tablas de palmas y techado de canas, donde estaba el colmado de Charles y que ese es el barrio de Alexis y Guancho y de los sabrosos dulces de Consuelo. Luis Rodriguez

 

*Octubre 1,  2008

Es una gran alegria re-conectarse con amigos viejos y del barrio. Muchas gracias por tus palabras tan bonitas y con tanto cariño de mi hermano que nosotros nunca olvidaremos-Guancho. Ysaac, Octubre 1, 2008 (Jose Rodriguez Arias,”Guancho” pianista del  merenguero tambien, fallecidoJochy Hernandez) Video con Jochy Y Guancho  antes del accidente…por ironias de la vida los conoci a  ambos, Guancho en mi vecindario en Bani y a Jochy en el Colegio que yo estudiaba en San Cristobal….Duerman es Paz!

 

 *Marzo 15, 2008 Ismael Diaz Melo “Bani el Ombligo del Mundo”

Esmirna, no tengo el honor de conocerte, aunque es probable que nos hayamos topado por esas calles de Bani. Te escribo por dos razones. Primero para confesarte que me robe una de tus fotos de los campos de Bani, como quien se roba una cayena del Parque Marcos A. Cabral. Y segundo porque lei tu hermosa crónica de la calle Cambronal, de tu barrio y de tu familia. Son sitios y quereres de  donde parece que  nunca haz salido. Disfrute mucho, hasta la emocion, leyendo tu reseña. Me recordaste mi Villa Sombrero natal, donde todavia mi infancia sigue  persiguiendo mariposas de San Juan, aleteando alas en un colibri que no se sacia de  libar recuerdos o cobijandose bajo una sabana de nostalgias para escuchar la lluvia sinfonica bajo los tejados de zinc.  Borges tenia toda la razon cuando afirmaba que el mejor tiempo siempre sera aquel cuando fuimos felices.
 Por los Tejeda, un apellido muy banilejo lleno de todo tipo de héroes (los de las gestas patrias, los de las batallas cotidianas), debemos de tener algún antepasado común. Pero lo que realmente quiero expresarte es mi admiración por tu arte y por lo que haces por mantener vivas las llamitas de  nuestra patria a través de tu pagina. Y sobretodo por Bani, que es para nosotros el verdadero ombligo del mundo. La vanidad de presumir de nuestro pueblo es el gran pecado de los banilejos. Don Rafael Herrera Cabral, ese extraordinario e influyente periodista banilejo, habia dicho, ya en sus últimos años, que: ” de la única vanidad de la que no he podido curarme es de la presumir que soy banilejo”:  Espero algún dia tener la oportunidad de conocerte. Mi nombre es Ismael Diaz Melo (si, mi mama es prima de tu vecino Pedro), soy arquitecto y aficionado a la historia. He publicado algunos libros. Saludos. 

 

Mas informacion de Ismael Diaz Melo en www.villasombrero.com

 

http://villasombrero.blogs.com/villasombrero/2007/12/ismael-diaz-con.html

 

 

RadioBani.com foto de Rafael Herrera Cabral

 

 http://radiobani.blogspot.com/2007/06/personalidades-banilejas.html

De San Cristobal al Palmar de Ococa

February 27, 2012

Comercial Barcelo

February 27, 2012

Mas sobre el mangos

February 27, 2012

Beneficios del mango

February 27, 2012

Mangos Banilejos

February 27, 2012

http://www.youtube.com/watch?v=hWbmVhK3CgY&feature=player_embedded

February 27, 2012

Reportaje De Santo Domingo Invita Sobre Villa Fundacion Bani

Los bohios Banilejos

February 27, 2012

Dominicanos en la guerra de independencia Cubana

February 27, 2012

JOSÉ ABREU CARDET ESCRIBE SOBRE LA INFLUENCIA DOMINICANA EN INDEPENDENCIA DE CUBA: “CALIXTO GARCÍA Y LOS DOMINICANOS”
Domingo, 13 de Marzo de 2011 10:28
Por :Por José Abreu Cardet

“CALIXTO GARCIA Y LOS DOMINICANOS”

Calixto García Iñiguez nació en Holguín, en la parte oriental de Cuba, el 4 de agosto de 1839. Siendo un adolescente fue trasladado por sus padres a Jiguaní otra jurisdicción del oriente cubano. Allí conspiró contra España y se alzó en armas en octubre de 1868. Fue una figura en extremo importante durante las guerras de independencia de Cuba. Alcanzó el grado de mayor general del Ejército Libertador Cubano y desempeñó importantes cargos como jefe del departamento oriental y en la contienda de 1895 fue lugarteniente general del ejército revolucionario. Calixto combatió junto a numerosos extranjeros que en noble actitud se unieron al pueblo cubano en la guerra contra la metrópoli.
Calixto García
Lugar relevante en la formación militar de Calixto tuvieron los dominicanos. A los pocos días de incorporado a la contienda luchó bajo las órdenes del dominicano Luís Marcano Álvarez. Este lo ascendió a coronel en noviembre de 1868. En ese mismo año Calixto integró las fuerzas bajo el mando del general dominicano Modesto Díaz. En 1869 fue asignado a la brigada dirigida por el también dominicano Máximo Gómez. Este seria el verdadero maestro del general García Iñiguez.
En varias ocasiones el propio Calixto dejó constancia de la decisiva in¬fluencia del genial guerrillero dominicano. En marzo de 1896 Calixto desembarco al frente de una expedición revolucionaria. En carta a Máximo Gómez, de 26 de marzo de 1896, decía: “Traigo también 8 expedicionarios, entre ellos mi hijo mayor Carlos, el que deseo lo enseñe Ud. a pelear como enseñó a su padre” (1)
El 21 de marzo de 1898, refiriéndose al general Mario García Menocal, expresaba:
“yo he hecho con Menocal lo que en el 68 hizo Ud. conmigo, es decir, le he enseñado á hacer nuestra guerra…”. (2)
Al conocer su fallecimiento, Máximo Gómez escribió en una proclama a sus tropas: “…mi primer ayudante del 68…” reconociendo con su habitual lenguaje lacónico los estrechos vínculos que los habían unido en la Guerra Grande.
Máximo Gómez y José Martí

Calixto tenía en muy alta estima el papel de los dominicanos en la guerra de Cuba. En su diario personal escribió el 13 de enero de 1874:
Sali para el Realengo y dejé encargado del campamento al General Barreto.(3) Este jefe ha llegado en la última expedición del Virginius,(4) es venezolano y me parece que no deba ser malo, pues no le falta valor y actividad – Yo deseo que así resulte pues esta guerra la desgracia que todos los jefes venidos del extranjero hayan carecido de aptitud para nuestra clase especial de guerra y esto ha hecho que en el país gocen de poca simpatía. (5) Debo empero exceptuar algunos, entre ellos a los dominicanos, que han sido verdaderamente nuestros maestros y que han hecho la guerra en Cuba con cuantos recursos le ha sugerido su inteligencia. (6)
NOTAS
1– Carta de Calixto García Iñiguez a Máximo Gómez de fecha 26 de marzo de 1896. Fondo Calixto García. Centro de documentación del Museo Casa Natal de Calixto García. Holguín. (Fotocopia del original)
2–Carta de Calixto García Iñiguez a Máximo Gómez de fecha 21 de marzo de 1898. Fondo Calixto García. Centro de documentación del Museo Casa Natal de Calixto García. Holguín. (Fotocopia del original) ,
3–Jose Miguel Barreto Pérez Nació en 1830 en el estado de Monagas en Venezuela y murió en el mismo lugar el 14 de octubre de 1900. Llegó en una expedición a Cuba y alcanzó el grado de mayor general del Ejercito Libertador. Fue secretario de la Guerra de 1868. Hecho prisionero en octubre de 1877 fue dejado en libertad al concluir la contienda.
4–Esta fue la segunda expedición del buque Virginius que llegó el 6 de julio de 1873 por la costa sur de Oriente.
5–La mayoría de los militares extranjeros que tomaron parte en la guerra de Cuba en el campo revolucionario provenían de ejércitos regulares por lo que su formación chocaba con el estilo guerrillero de esta contienda
6–Diario personal de Calixto García archivo particular de Juan Andrés Cue Bada Santiago de Cuba.

El dominicano Máximo Gómez: la espada de la independencia de Cuba
Bibliografía
Casasús, Juán José. Calixto García el estratega. Oficina del Historiador de la Ciudad La Habana. 1962.
Escalante Carlos Amel y otros , Diccionario enciclopédico de historia militar de Cuba Primera parte (1510-1898) Biografías Ediciones Verde Olivo La Habana , 2001, T. I.
Sintes Gómez Elia y José Abreu Cardet, Calixto García Iñiguez: Pensamiento y acción militares. Editorial de Ciencias Sociales La Habana 1996.

MARCOS A. CABRAL

May 28, 2010

Otro de los presidentes que aportó Baní a la historia de la República Dominicana fue Marcos Antonio Cabral Figueredo, quien, además de ser un hombre de armas, fue escritor y un célebre orador.

Nació Marcos Antonio el 10 de abril de 1842, siendo sus padres Melchor María Cabral Luna y Águeda Figueredo Rivera. Su tío, José María Cabral Luna (1816-1899) ya había ocupado el solio presidencial en un par de oportunidades.

Su paso por la presidencia de la República fue muy efímero. Tomó posesión de este cargo el 10 de diciembre de 1876, sustituyendo a Ignacio María González Santín, quien renunció al poder. A su vez, Cabral Figueredo, luchador por la causa baecista, le traspasó el mando del país el 27 de diciembre de 1878 a  su suegro Buenaventura Báez.

En efecto, Marcos Antonio fue el esposo de Altagracia Amelia Báez Andújar, hija de Buenaventura Báez Méndez, presidente en cinco ocasiones, y Fermina Andújar de Soto.

Este matrimonio procreó siete hijos:

1.- José María Cabral y Báez nacido en 1864 y bautizado con el nombre de su tío. Ejerció como abogado en Santiago, siendo además funcionario público. Fundó en 1886 la actual oficina de abogados J.M. Cabral y Baéz de Santiago. El Hospital Regional Universitario de esa ciudad lleva su nombre. Murió el 7 de enero de 1937 en Santiago.

Casó el 17 de noviembre de 1897 en Santiago con María Petronila Bermúdez Rochet, hija de Erasmo Bermúdez Jiménez y María Petronila Rochet Gómez. Fueron sus hijos: Amelia María (1899-1996), Auristela (1901-1988), José María (1902-1984), Marco Antonio (1906-1973), notable jurista santiagués, Josefina Eugenia (1910-1994) y Pedro Pablo Cabral Bermúdez (1916-1988).

José María Cabral y Báez también procreó con Estela Navarro a: Mairení, eminente galeno; José y Raúl Cabral Navarro. Estela Navarro era hija del destacado educador y matemático Leopoldo Navarro Navarro (1862-1908). También procreó con Rafaela Meyreles a Rafael y Enrique Meyreles. Uno de los nietos de José María Cabral y Báez, Donald Reid Cabral (1923-2006), fue presidente del Triunvirato entre 1964 y 1965.

2.- Ramona Antonia Cabral y Báez nacida en 1866. Casó con Ignacio Eduardo Sánchez González, hijo de José María Sánchez y María Altagracia González Santín, hermana del presidente Ignacio María González Santín.

Fueron sus hijos Altagracia Amelia y Eduardo Manuel Sánchez Cabral, este último reputado abogado.

3.- Casilda Cabral y Báez nacida en 1870. Casó con Francisco Manuel Baehr Paulino, hijo de Franz Enmanuel Baehr y Margarita Paulino Rodríguez. Fueron sus hijos: Amelia, Margarita, Francisco, Purísima Concepción y María Baehr Cabral

Los cuatro últimos hijos del matrimonio de Marcos Antonio Cabral Figueredo y Altagracia Amelia Báez Andújar fueron:

4.- Pablo Cabral y Báez, nacido en 1873. Casó con Isabel Emilia Pellerano Sardá, hija de Arturo Joaquín Pellerano Alfau y Juana de Jesús Sardá Díaz. No dejaron descendencia.

5.- Buenaventura Cabral y Báez nacido en 1874. Siguió la carrera militar. Casó el 16 de junio de 1904 con María de la Concepción Machado Vidal hija de Pablo María Machado Echavarría y María del Carmen Vidal Arias. Procrearon a Buenaventura, Carmen Amelia, Carlos Alberto y Mario Fermín Cabral Machado. Después de enviudar, Buenaventura casó de nuevo con Mercedes Noboa, con quien procreó un hijo.

6.- Mario Fermín Cabral y Báez, nacido en 1877. Desde muy joven participó en política. Propuso la “semana patriótica” durante la ocupación norteamericana de 1916. Fue promotor del cambio de nombre de Santo Domingo por Ciudad Trujillo en 1936 y de la construcción del Monumento a la Paz de Trujillo, hoy Monumento a los Héroes de la Restauración, en 1943. Fue Senador por la provincia de Santiago. Casó el 24 de noviembre de 1900 con Amelia Josefa Tavares Saviñón hija de Vicente Trinidad Tavares Portes y Antigua Saviñón Villa. Procrearon a: María Estela, Pura Amelia, Manuel Antonio (destacado poeta conocido como Manuel del Cabral) y Ramón Cabral Tavares. Después de enviudar, Mario Fermín casó de nuevo con María Josefa Tavares Tineo, hija de Francisco Tavares Liriano y Ana Tineo Ferrnández. Procrearon a Altagracia Amelia Cabral Tavares. También, Mario Fermín procreó con Sixta América Altagracia Stéfani Santos, hija de Pedro Stéfani Morcini y Altagracia Santos, a Dulce Enilda Altagracia Cabral Stéfani (1925-2008). Mario Fermín falleció el 14 de noviembre 1961.

7.- Altagracia Amelia Cabral y Báez nacida en 1879 en Curazao, quien permaneció soltera.

Marcos Antonio Cabral Figueredo enviudó en 1879 y casó de nuevo el 26 de septiembre de 1884 con Dilia Antonia Félix Objío, hija del prócer Manuel de Regla Félix y Edelmira Objío Garrido.

De este segundo matrimonio nacen: Edelmira, quien casa con Julián Díaz Valdepares; Ana María, quien casa con su primo Amable Blandino Cabral; Fabiola Estela, quien casa con Luis Guzmán Villaclara; Eliodoro, quien casa con Rafaela Mendoza Álvarez  y Natalia Elba Cabral Félix, quien casa con Julio de la Concha Díaz.

Marcos Antonio Cabral Figueredo procreó también dos hijos con la curazoleña María Hoefber. Fueron estos Antonio y Octaviano Cabral Hoefber.

La descendencia de este presidente Cabral entroncó con numerosas familias de Santiago y el resto del país. Entre ellas están: Los Vicini, Reid, Espaillat, Tavares, Arzeno, Sardiñas, Vega, Franco, Fernández, Gómez, Alvarez, Porcella, Pellerano, Calcagno, Feliú, Cornero, Sosa y Despradel.

Tras concluir  un ardiente discurso en la Puerta el Conde, sufrió un infarto cardíaco y el 3 de marzo de 1903 falleció en Santo Domingo Marcos Antonio Cabral Figueredo.